Un terror nocturno llamado Cólico

Madre de Dios! Es pensar en la palabra «Cólico» y me recorre un escalofrío descomunal!

Mi Nano es de muuuuy buen dormir, ya desde recién nacido, como ahora. Si lo dejas, dormiría todo el día. Y no lo despiertes, que se cabrea! A día de hoy lo tengo que despertar a los pocos, porque lo primero que te dice es «No! Quiero dormir!», y se despierta de muy mal humor.

«Cuando tus noches se convierten en pesadillas con paseos incluídos»

Tenía 3 meses cuando empezó ese calvario del mal dormir, y duró un mes y pico. Noche tras noche, se despertaba chillando a pleno pulmón sobre la 1 de la madrugada, y así tooooda la noche hasta las 8-9 de la mañana. No paraba de llorar, y nada le consolaba. Bueno, sí. Se calmaba si lo teniamos en brazos boca abajo y nosotros caminando. Si nos sentábamos, mal. Saltaba como un resorte y empezaba a llorar hasta que nos poníamos en pie y a caminar Así que imaginaros la escena: caminando con él en brazos horas y horas hasta que se quedaba por fin dormido, o de meterlo en el carrito dando vueltas por el pasillo, ponerle la tele a altas horas  de la madrugada…

«El Sonido Blanco: tu inimaginable aliado»

De aquella no tenía a nadie con experiencia que nos dijera qué hacer. Y nosotros ya no podíamos más: el Papi que había días que se iba de reenganche al trabajo, y yo que me caía por las esquinas. Me parece que fue en una revista sobre bebés que leí un artículo sobre el tema y donde daban algunos consejos. Hablaban del «Ruído Blanco».

«Imágen de una escena de Peppa Pig (The noisy night) sacada de internet. Familiar la escena, eh?» 

Al parecer al bebé le calma este tipo de sonido que procede del ruído que produce el secador, la aspiradora, la tele en blanco o el extractor de la campana de cocina. Como lo de poner la aspiradora a las 5 de la madrugada era demasiado bestia, y nuestra tele no tiene un canal en blanco, probamos con la campana extractora. Y…. ¡BINGO!!!

Fue impresionante verle quedarse dormidísimo en nuestros brazos a los poquísimos minutos de poner el extractor en marcha. Notábamos como se dejaba ir, la respiración cambiaba y como de pronto pesaba más en nuestros brazos.

Luego ya pasó a dormir de un tirón… Hasta hoy!

Os dejo un enlace de youtube con un vídeo de 10 horas de Sonido Blanco (<– el enlace 😉 ). Que os sea de provecho… Y dulces sueños! 😴